En la actualidad somos 37 profesionales, que hemos logrado conservar por un lado la antigua maestría en la elaboración del pan, eligiendo selectas materias primas y por otro apostando por la tecnología e innovación como motor de crecimiento.

En los últimos 5 años, la empresa ha realizado una labor de renovación e innovación de sus instalaciones con la construcción de una nueva y moderna nave, con una importante inversión en sus instalaciones de frío y maquinaría automatizada, incorporando las más innovadoras herramientas a nuestros trenes de producción y envasado.

En éste proceso de modernización y ampliación, se han creado diez nuevos puestos de trabajo.

En nuestro compromiso con la eficacia, junto a la dilatada experiencia de nuestros maestros panaderos, se comprueban a diario todos y cada uno de los parámetros de excelencia y calidad fijados en nuestros rigurosos protocolos de elaboración garantizando así las propiedades de todos nuestros productos.